TEMAS DE INTERÉS

UROLOGÍA

¿Por qué se producen las infecciones urinarias?

Las infecciones urinarias o cistitis corresponden a la contaminación bacteriana de la orina. Los síntomas característicos corresponden a aumento de la frecuencia miccional (número de veces que se orina al día), ardor al orinar, sensación de vaciamiento incompleto de la vejiga, muchas veces acompañado de orina turbia y de mal olor.

Habitualmente se pueden efectúan estudios ecotomográficos en búsqueda de alteraciones en la vejiga, cálculos urinarios u otras alteraciones que puedan estar asociadas a infecciones urinarias recurrentes, pero es muy común la presencia de estas infecciones crónicas en pacientes que no presentan este tipo de alteraciones.

Uno de los factores que puede incidir en la aparición de infecciones urinarias frecuentes y prolongadas es el uso inadecuado de antibióticos. Antibióticos utilizados de manera inadecuada (principalmente la suspensión del tratamiento por parte del paciente antes del tiempo necesario) permite a las bacterias generar resistencia a ellos, volviendo escasas y más engorrosas las alternativas de tratamiento adecuado.

Varias medidas generales de aseo, dieta, y otras indicaciones de uso adecuado de antibióticos pueden hacer que estos cuadros se vuelvan infrecuentes y menos graves, pero es poco probable su desaparición en pacientes con un historial prolongado con ellas.

Fuente: Fundación Urology Care

¿Cuáles son los síntomas del cáncer de testículo?

Al contrario de lo que se podría pensar, el dolor testicular no es un síntoma común de cáncer testicular. La mayor parte de las veces este cáncer se presenta como una masa dura indolora, que puede pasar inadvertida por el paciente. Por eso es tan importante que el paciente efectúe periódicamente palpación o autoexamen de los testículos y aprenda cómo se deben sentir estos al estar sanos, ya que así se podrá distinguir en exámenes sucesivos la aparición de alguna dureza, generalmente indolora. En caso de encontrar alguna lesión que sugiera dudas lo más adecuado es la consulta precoz y efectuar una ecotomografía del testículo para tener más información al respecto. Debe considerarse que un diagnostico precoz de un cáncer testicular permite la curación en más del 98 % de los casos

Fuente: Fundación Urology Care

¿Qué es una vasectomía?

La vasectomía es una forma de planificación familiar en que el hombre es sometido a la sección quirúrgica de los conductos deferentes, encargados de llevar los espermatozoides hacia las vesículas seminales donde junto con otras secreciones prostáticas y de las mismas vesículas seminales, constituyen la reserva seminal que se expulsa en el momento de la eyaculación. La sección quirúrgica de los deferentes se realiza a través de 2 pequeñas incisiones de menos de un centímetro. El procedimiento se puede efectuar con anestesia local de forma ambulatoria.

Solo después de demostrar con un espermiograma la ausencia de espermatozoides, aun existe el riesgo potencial de embarazo, por lo que debe usarse otro método anticonceptivo durante un corto periodo posterior al procedimiento.

La función sexual y el volumen del eyaculado se mantienen exactamente iguales, dado que los espermatozoides casi no aportan volumen al líquido seminal.

La vasectomía puede ser reversible, pero se recomienda que los pacientes que se van a someter a esta operación consideren que es de carácter definitivo.

Fuente: Fundación Urology Care

¿Cómo se detecta un cáncer de próstata?

Tradicionalmente se sospechaba de la existencia de un cáncer de próstata en el paciente que tenía una elevación anormal del antígeno prostático especifico (APE) o que tenía una alteración de las características normales de la próstata, esto determinado mediante tacto rectal (palpación de una zona de la glándula que se encuentre dura del tamaño de un “poroto” o mayor). Al detectarse alteraciones al tacto se procedía usualmente a efectuar una biopsia prostática.

 Actualmente en pacientes que se sospecha sufren cáncer de próstata se usa un tipo de resonancia magnética, la “resonancia multiparametrica de próstata”, procedimiento usado antes de hacer una biopsia prostática para mejor selección de los pacientes que deben ser sometidos al examen de biopsia.

Fuente: Fundación Urology Care

¿Puedo conservar mi riñón si tengo cáncer?

Gracias al diagnostico precoz del cáncer del riñón, que actualmente en su mayoría es descubierto por exámenes de imágenes solicitados por otras causas, lo que se denomina “hallazgo” ha cambiado el enfrentamiento a la terapia de estos tumores. Antiguamente se hablaba de “dolor, masa y hematuria” es decir, el cáncer se pesquisaba según síntomas ya propios de etapas avanzadas de la enfermedad, en que ya no podía plantearse curar al paciente. Actualmente hallazgos incidentales o casuales de tumores, habitualmente ecotomografias, permiten muchas veces bajo ciertas circunstancias de tamaño y ubicación del cáncer, poder sacar solamente el tumor o parte del riñón, manteniendo la función al menos parcial de él y permitiendo mantener a los pacientes libres de cáncer y sin necesidad de diálisis.

Fuente: Fundación Urology Care

Tratamiento incontinencia urinaria

Usted y su profesional de la salud pueden conversar acerca
de las maneras para tratar o manejar sus síntomas. Existen
opciones tanto quirúrgicas como no quirúrgicas. No todos los
tratamientos funcionan en todas las personas. Al obtener toda
la información, usted podrá trabajar con su profesional de la
salud para decidir qué habrá de funcionar mejor en su persona.

CAMBIOS EN EL ESTILO DE VIDA, EJERCICIO Y
PRODUCTOS
• Cambios en el Estilo de Vida: Hacer unos cuantos
cambios en su estilo de vida puede reducir los síntomas
de la incontinencia urinaria de esfuerzo (IUE). Por ejemplo,
si usted puede bajar de peso, dejar de fumar (para
ayudarle a toser menos) y mantener una buena salud
general, usted puede reducir los escapes de orina. El
entrenamiento de la vejiga, o utilizar una programación
para ir al baño, también puede ser de ayuda.

Ejercicios para los Músculos del Piso Pélvico: También
conocidos como ejercicios de Kegel. Se ha demostrado
que estos ejercicios fortalecen el piso de la pelvis, el cual
sostiene a la vejiga y a otros órganos. Al someter a estos
músculos a ejercicio (contraer y relajar voluntariamente
los músculos del piso pélvico a diario), usted los tornará
más fuertes, para evitar el escape de la orina. Es
importante realizar estos ejercicios correctamente y a
menudo.
• Productos: Como solución inmediata, o como una
opción para el largo plazo, están disponibles los apósitos
absorbentes. Los productos absorbentes vienen en
muchas disposiciones y formas. Pueden ser apósitos o
en forma de truzas. Pueden emplearse estos productos
si los escapes de orina no son considerados como un
problema mayor en su vida.
• Dispositivos Médicos para las Mujeres: Si los
músculos de su piso pélvico están débiles y usted es
mujer, puede insertarse un dispositivo para manejar los
síntomas de la IUE. Ejemplos de éstos son los dispositivos
vaginales, tapones uretrales y los pesarios. Un
dispositivo vaginal añade soporte para la uretra a través
de la vagina, denominándose este dispositivo cabestrillo.
Un tapón uretral bloquea la uretra. No existen tapones
uretrales disponibles en los Estados Unidos. Un pesario
vaginal es un dispositivo firme y flexible que se inserta
para reponer y sostener la uretra y/o el útero. Estos
productos pueden ser indicados por los médicos o
adquirirse en forma libre; y su profesional de la salud
deberá determinar las dimensiones apropiadas.
• Dispositivos Médicos para los Varones: Puede
ofrecerse a los varones una grapa/clip para evitar los
escapes de orina por la IUE. Pueden utilizarse estas grapas
externas para restringir el flujo de orina desde el pene.
• Medicamentos: En la actualidad no existen
medicamentos aprobados en los Estados Unidos para el
tratamiento de la IUE. Si usted tuviera IUE y OAB (vejiga
hiperactiva, overactive bladder) (Incontinencia Mixta), su
profesional de la salud podrá prescribirle medicamentos
o tratamientos para la OAB. Estos medicamentos podrían
ayudar a reducir los escapes de orina por una vejiga
hiperactiva. No tratan la IUE.
OPCIONES DE TRATAMIENTO

La decisión de someterse a un procedimiento quirúrgico
es muy personal. Si se sugiere una cirugía, existen varias
opciones. Es de ayuda conocer el máximo posible al
respecto antes que usted decida. Usted puede trabajar
con un Urólogo o con un Ginecólogo con experiencia en
procedimientos quirúrgicos para la IUE. Los especialistas en
medicina pélvica de la mujer y cirugía reconstructiva (FPMRS,
female pelvic medicine and reconstructive surgery) están
certificados en la IUE y en otros procedimientos quirúrgicos.

de la pelvis. Conozca los riesgos y beneficios, así como qué
esperar durante y después de la cirugía.

 

Fuente: Fundación Urology Care

¿Por qué se producen las infecciones urinarias?

Las infecciones urinarias o cistitis corresponden a la contaminación bacteriana de la orina. Los síntomas característicos corresponden a aumento de la frecuencia miccional (número de veces que se orina al día), ardor al orinar, sensación de vaciamiento incompleto de la vejiga, muchas veces acompañado de orina turbia y de mal olor.

Habitualmente se pueden efectúan estudios ecotomográficos en búsqueda de alteraciones en la vejiga, cálculos urinarios u otras alteraciones que puedan estar asociadas a infecciones urinarias recurrentes, pero es muy común la presencia de estas infecciones crónicas en pacientes que no presentan este tipo de alteraciones.

Uno de los factores que puede incidir en la aparición de infecciones urinarias frecuentes y prolongadas es el uso inadecuado de antibióticos. Antibióticos utilizados de manera inadecuada (principalmente la suspensión del tratamiento por parte del paciente antes del tiempo necesario) permite a las bacterias generar resistencia a ellos, volviendo escasas y más engorrosas las alternativas de tratamiento adecuado.

Varias medidas generales de aseo, dieta, y otras indicaciones de uso adecuado de antibióticos pueden hacer que estos cuadros se vuelvan infrecuentes y menos graves, pero es poco probable su desaparición en pacientes con un historial prolongado con ellas.

Fuente: Fundación Urology Care

¿Cuáles son los síntomas del cáncer de testículo?

Al contrario de lo que se podría pensar, el dolor testicular no es un síntoma común de cáncer testicular. La mayor parte de las veces este cáncer se presenta como una masa dura indolora, que puede pasar inadvertida por el paciente. Por eso es tan importante que el paciente efectúe periódicamente palpación o autoexamen de los testículos y aprenda cómo se deben sentir estos al estar sanos, ya que así se podrá distinguir en exámenes sucesivos la aparición de alguna dureza, generalmente indolora. En caso de encontrar alguna lesión que sugiera dudas lo más adecuado es la consulta precoz y efectuar una ecotomografía del testículo para tener más información al respecto. Debe considerarse que un diagnostico precoz de un cáncer testicular permite la curación en más del 98 % de los casos

Fuente: Fundación Urology Care

¿Qué es una vasectomía?

La vasectomía es una forma de planificación familiar en que el hombre es sometido a la sección quirúrgica de los conductos deferentes, encargados de llevar los espermatozoides hacia las vesículas seminales donde junto con otras secreciones prostáticas y de las mismas vesículas seminales, constituyen la reserva seminal que se expulsa en el momento de la eyaculación. La sección quirúrgica de los deferentes se realiza a través de 2 pequeñas incisiones de menos de un centímetro. El procedimiento se puede efectuar con anestesia local de forma ambulatoria.

Solo después de demostrar con un espermiograma la ausencia de espermatozoides, aun existe el riesgo potencial de embarazo, por lo que debe usarse otro método anticonceptivo durante un corto periodo posterior al procedimiento.

La función sexual y el volumen del eyaculado se mantienen exactamente iguales, dado que los espermatozoides casi no aportan volumen al líquido seminal.

La vasectomía puede ser reversible, pero se recomienda que los pacientes que se van a someter a esta operación consideren que es de carácter definitivo.

Fuente: Fundación Urology Care

Cáncer de próstata

La próstata y las vesículas seminales son parte del sistema
reproductivo masculino. La próstata es más o menos del
tamaño de una nuez. Las vesículas seminales son dos
glándulas emparejadas más pequeñas unidas a cada lado de
la próstata. La próstata se encuentra debajo de la vejiga,
delante del recto. Va por todo el trayecto alrededor de la
uretra, un pequeño tubo que transporta la orina desde la
vejiga a través del pene.
La función principal de la próstata y de las vesículas
seminales es producir líquido para el semen. Durante la
eyaculación, los espermatozoides que se producen en
los testículos se mueven a la uretra. Al mismo tiempo, el
líquido de la próstata y las vesículas seminales también se
mueve hacia la uretra. Esta mezcla, el semen, pasa a través
de la uretra y fuera del pene como eyaculación.
Cuando las células prostáticas crecen anormalmente,
pueden formar un tumor (cáncer de próstata) en la próstata.

¿Qué es el cáncer de próstata localizado?
El cáncer de próstata es cuando se forman células anormales
en la glándula prostática. El cáncer de próstata permanece
«localizado» cuando las células cancerosas se encuentran
solo en la próstata. Si el cáncer se traslada a otras partes
del cuerpo, es mucho más difícil de tratar y se llama

cáncer de próstata «avanzado». Los crecimientos en la
próstata pueden ser benignos (no cancerosos) o malignos
(cancerosos).
Crecimientos benignos (como hipertrofia prostática
benigna o BPH):
•Rara vez son una amenaza para la vida.
• No invaden los tejidos que los rodean.
• No se extienden a otras partes del cuerpo.
• Se pueden extirpar y pueden volver a crecer muy
lentamente (pero a menudo no vuelven a crecer).
Crecimientos malignos (cáncer de próstata):
• A veces pueden representar una amenaza para la vida.
• Pueden invadir órganos y tejidos cercanos (como la vejiga
o el recto).
• Pueden propagarse (metástasis) a otras partes del cuerpo
(como a ganglios linfáticos o a los huesos).
• A menudo se pueden extirpar, pero a veces vuelven a
crecer.
Las células cancerosas de la próstata se pueden diseminar al
separarse de un tumor de próstata. Pueden viajar a través
de los vasos sanguíneos o los ganglios linfáticos para llegar
a otras partes del cuerpo. Después de la propagación, las
células cancerosas pueden unirse a otros tejidos y crecer
para formar nuevos tumores, causando daño donde se
establezcan.

¿Qué causa el cáncer de próstata?
Aunque se desconoce la causa del cáncer de próstata, los
investigadores sí saben muchas cosas que pueden aumentar
el riesgo de que un hombre desarrolle la enfermedad.
• Edad: A medida que los hombres envejecen, su riesgo de
contraer cáncer de próstata aumenta. Los daños al ADN
(o material genético) de las células prostáticas son más
probables para los hombres mayores de 55 años.
• Etnia: Los hombres afroamericanos tienen, ampliamente,
la tasa más alta de la enfermedad. A uno de cada cinco
hombres afroamericanos se le hará un diagnóstico.
También tienden a recibir el diagnóstico cuando la
enfermedad está más avanzada.
• Antecedentes familiares: Los hombres que tienen un
padre o hermano con cáncer de próstata enfrentan un
riesgo de dos a tres veces mayor de también desarrollar la

• Fumar: Los estudios muestran que el riesgo de cáncer
de próstata puede duplicarse para los fumadores
empedernidos.
• Peso: La obesidad (o tener sobrepeso) está relacionada
con un mayor riesgo de muerte por cáncer de próstata.
Una manera de evitar la muerte por cáncer de próstata es
perder peso y mantenerse en línea.
¿Cuáles son las señales y síntomas del
cáncer de próstata?of Prostate Cancer?
En sus primeras etapas, el cáncer de próstata puede no
tener síntomas. Cuando se presentan síntomas, pueden
ser síntomas urinarios como los de un agrandamiento de

la próstata o hiperplasia prostática benigna (BPH). El
cáncer de próstata también puede causar síntomas no
relacionados con la BPH.
Hable con su médico si tiene cualquiera de estos síntomas:
• Dolor sordo en la zona pélvica inferior
• Micción frecuente
• Problemas para orinar, dolor, ardor o flujo de orina débil
• Sangre en la orina (hematuria)
• Eyaculación dolorosa
• Dolor en la parte inferior de la espalda, caderas o parte
superior de los muslos
• Pérdida del apetito
• Pérdida de peso
• Dolor óseo

Fuente: Fundación Urology Care

¿Puedo conservar mi riñón si tengo cáncer?

Gracias al diagnostico precoz del cáncer del riñón, que actualmente en su mayoría es descubierto por exámenes de imágenes solicitados por otras causas, lo que se denomina “hallazgo” ha cambiado el enfrentamiento a la terapia de estos tumores. Antiguamente se hablaba de “dolor, masa y hematuria” es decir, el cáncer se pesquisaba según síntomas ya propios de etapas avanzadas de la enfermedad, en que ya no podía plantearse curar al paciente. Actualmente hallazgos incidentales o casuales de tumores, habitualmente ecotomografias, permiten muchas veces bajo ciertas circunstancias de tamaño y ubicación del cáncer, poder sacar solamente el tumor o parte del riñón, manteniendo la función al menos parcial de él y permitiendo mantener a los pacientes libres de cáncer y sin necesidad de diálisis.

Fuente: Fundación Urology Care

incontinenia urinaria

Si bien no es un tema sobre el cual sea fácil hablar, su
profesional de la salud deberá saber si su escape de orina es un
problema. No se sienta avergonzado(a); los profesionales de la
salud están entrenados para conversar acerca de estos temas. Y
si ellos creen que no están en capacidad de ayudarle, solicite ser
referido(a) a un especialista. Los urólogos y los ginecólogos son
médicos especializados en la incontinencia. Algunos aun habrán
de tener una certificación adicional en medicina pélvica de
la mujer y cirugía reconstructiva (FPMRS, female pelvic
medicine and reconstructive surgery).
Es de ayuda tener un registro diario de la vejiga antes que
usted vea a su profesional de la salud. Este registro diario de
la vejiga es una forma para establecer cuánto y cuánto líquido
bebe. También se utiliza para controlar cuándo usted tiene
escapes de orina y qué podría causarlos a lo largo de un periodo
de tiempo. Estos registros le darán a su profesional de la salud
claves acerca de lo que está ocurriendo. Traiga consigo el
registro diario la próxima vez que usted vea a su profesional de
la salud. Ustedes lo revisarán en conjunto.
Existen unas cuantas cosas que su profesional de la salud
deseará saber, a fin de ayudarle a hacer un diagnóstico. En
primer lugar, él/ella le preguntará acerca de sus síntomas
urinarios (¿Cuándo se le escapa la orina?, ¿Con qué
frecuencia?, ¿Cuánto?). Su profesional de la salud también
revisará su historia médica, realizará un examen físico y podrá
solicitar pruebas para encontrar la causa de los escapes de orina.
En las mujeres, su examen físico podrá incluir revisar su
abdomen, los órganos de la pelvis y su recto. En los varones,

podrá incluir revisar el abdomen, la próstata y el recto. Su
profesional de la salud también podrá evaluar qué tan fuertes
son sus músculos del piso pélvico y los del esfínter con una
prueba de Kegel.
PRUEBAS
Su profesional de la salud podrá desear confirmar el diagnóstico
de incontinencia urinaria de esfuerzo y descartar otras razones
para su escape de orina solicitando algunas pruebas para usted.
Usted podrá ser referido(a) a un especialista para estas pruebas.
Las pruebas incluyen a las siguientes:
• Un análisis de orina o una muestra de orina el cual busca
una infección del tracto urinario o la presencia de sangre en
la orina.
• Un estudio por imágenes de la vejiga después de
miccionar. Esta prueba muestra cuánto de orina permanece
en su vejiga tras haber miccionado.
• La cistoscopía utiliza un tubo estrecho con una cámara
pequeña para ver en el interior de la vejiga apuntando a
descartar la presencia de problemas más serios en el tracto
urinario.
• Los estudios urodinámicos se realizan para evaluar qué
tan bien la vejiga, los esfínteres y la uretra contienen y
liberan la orina. Estas pruebas pueden mostrar que tan
bien funciona la vejiga y pueden ayudar a encontrar
la causa de los escapes de orina. Si su profesional de
la salud piensa que usted podrá necesitar cirugía para
tratar la incontinencia urinaria de esfuerzo, podrán
realizarse estas investigaciones.

Fuente: Fundación Urology Care

¿Qué es el esfurzo urinario por esfuerzo en mujeres?

La incontinencia urinaria por esfuerzo o “SUI”, por sus siglas
en inglés, es cuando la orina se escapa. Esto ocurre cuando
de pronto se pone presión en la vejiga y la uretra. Esta presión
hace que los músculos del esfínter se abran brevemente.
Cuando estos músculos se abren, la orina se escapa. En los
casos de incontinencia urinaria por esfuerzo leve, la presión
puede deberse a actividades forzosas repentinas, como hacer
ejercicio, estornudar, reírse o toser. En los casos más graves
de SUI, el escape ocurre durante actividades menos forzosas,
como levantarse, caminar o doblarse. Los “accidentes”
urinarios de este tipo pueden ser solo unas gotas de orina o lo
suficiente como para mojar la ropa.
TIPOS DE INCONTINENCIA
La incontinencia urinaria es un problema relacionado con la
pérdida de control de la orina. Hay dos tipos principales:
• Incontinencia urinaria por esfuerzo (SUI, por sus
siglas en inglés): Cuando una cantidad pequeña o
moderada de orina se escapa sin control. Esto ocurre al
toser, estornudar o reír.
• Incontinencia urinaria de urgencia (UUI, por sus siglas
en inglés) o vejiga hiperactiva (OAB, por sus siglas en
inglés): Una necesidad repentina e incontrolable de orinar.
Los escapes son de cantidad moderada a significante.
¿CUÁLES SON LAS CAUSAS DE LA INCONTINENCIA
URINARIA POR ESFUERZO?
Entre los factores de riesgo más comunes de la incontinencia
urinaria por esfuerzo se encuentran:

• ser mujer (las mujeres son más propensas a tener SUI)
• el embarazo y dar a luz
• lesiones en los nervios de la espalda baja
• fumar (que causa tos)
• toser durante toda la vida
• tener sobrepeso.
MITOS RELACIONADOS CON LA INCONTINENCIA
URINARIA POR ESFUERZO
Hay mucha desinformación sobre la incontinencia urinaria
por esfuerzo. Los siguientes mitos son falsos:
• Forma parte de ser mujer.
• Es parte normal del proceso de envejecimiento.
• Es hereditaria; mi mamá la tuvo, y yo la tendré.
• Pude haberla evitado.
• No hay nada que se pueda hacer para tratarla.
¿CUÁLES SON LOS SÍNTOMAS DE LA
INCONTINENCIA URINARIA POR ESFUERZO?
El síntoma principal de la incontinencia urinaria por esfuerzo
es cuando la orina se escapa durante cualquier actividad que
ponga presión en el abdomen. Estos “accidentes” de escapes
de orina pueden ser solo unas gotas o lo suficiente como
para mojar la ropa.
¿CÓMO SE TRATA LA INCONTINENCIA URINARIA
POR ESFUERZO?
Cambios en el estilo de vida y productos: Algunos
cambios en el estilo de vida diaria pueden ayudar a aliviar.

los síntomas de la incontinencia urinaria por esfuerzo. Puede
perder peso, dejar de fumar (para ayudarle a toser menos) y
mantenerse sana. También le puede ayudar hacer ejercicio, el
entrenamiento de la vejiga para programar las visitas al baño
y los productos para la incontinencia urinaria por esfuerzo.
• Ejercicios de los músculos del piso pélvico
(ejercicios de Kegel): Se ha demostrado que hacer
ejercicios de Kegel a diario fortalece el piso pélvico. Esto
ayuda a dar soporte a la vejiga y otros órganos. Hacer
los ejercicios de Kegel de manera correcta y a menudo
da muchos beneficios.
• Productos absorbentes: Como solución rápida o a largo
plazo, las almohadillas absorbentes son una opción si los
escapes no son un gran problema en su vida. Vienen en
diferentes formas, y pueden ser almohadillas o calzoncillos.
• Aparatos médicos para mujeres: Si los músculos del
piso pélvico están débiles, se puede usar un aparato para
ayudar a aliviar los síntomas.
• Pesarios vaginales: El pesario vaginal es un aparato
firme, pero flexible, que se coloca en la vagina. Se
reposiciona y da soporte a la uretra o al útero. Hay
muchos tipos de pesarios, pueden ser reusables o
desechables. Los pesarios, por lo general, son seguros,
con un pequeño riesgo de infección. Si usa un pesario,
haga un plan de visitas a su médico u otro profesional
de la salud. De esta manera, se puede revisar, limpiar y
ajustar, según sea necesario.
• Tampón uretral: Para ayudar a detener la incontinencia
urinaria por esfuerzo durante actividades de mucha
acción, podría contar con la opción de un aparato oclusivo
(también conocido como tampón uretral). Son aparatos
que bloquean la uretra, a medida que un aparato vaginal
ofrece mayor soporte a través de la vagina. Actualmente
no hay tampones uretrales aprobados en los EE. UU.
• Tratamiento quirúrgico: Si se requiere cirugía, hay
muchas opciones. Antes de tomar una decisión, obtenga
información sobre los riesgos y beneficios, así como qué
esperar durante y después de la cirugía. Intente trabajar
con un urólogo con conocimiento en cirugías para tratar
la incontinencia urinaria por esfuerzo. Los cirujanos

reconstructivos y especializados en el cuidado de los
problemas de la pelvis de la mujer (FPMRS, por sus siglas
en inglés) están certificados en incontinencia urinaria por
esfuerzo y otras cirugías pélvicas.
• Inyecciones uretrales de agentes volumétricos: Las
inyecciones uretrales se usan para “agregar volumen” a la
uretra. Los “agentes volumétricos” se colocan en la uretra
y el esfínter de la vejiga para ayudar la manera en que el
esfínter cierra la vejiga. Es posible que este tratamiento
no produzca resultados a largo plazo y que se tenga que
repetir con el tiempo.
• Cabestrillo: La cirugía más común para tratar la
incontinencia urinaria por esfuerzo en la mujer es la
cirugía de “cabestrillo”. Una pequeña tira de material
(un cabestrillo) se coloca debajo de la uretra para que
esta no descienda durante las actividades. Actúa como
una hamaca para dar soporte a la uretra y al cuello de
la vejiga. Hay muchos tipos de cabestrillos. El cabestrillo
mediouretral es el más común. Es una pequeña tira
de malla sintética que se coloca debajo de la uretra. El
cabestrillo convencional (autólogo) es cuando se toma una
tira del tejido del abdomen o muslo del paciente y se usa
como cabestrillo.
• Suspensión del cuello de la vejiga: También se
conoce como suspensión retropúbica, colposuspensión
o suspensión de Burch. En esta cirugía, el tejido que se
encuentra alrededor del cuello de la vejiga y la uretra se
cose (sutura) a una sección que se encuentra en el hueso
púbico. Esto da soporte a la uretra y los músculos del
esfínter para que no sigan descendiendo ni abriéndose por
error. (Este procedimiento no es tan común como la cirugía
de cabestrillo).
• Medicamentos: En la actualidad, no hay medicamentos
aprobados en los EE. UU. para tratar la incontinencia
urinaria por esfuerzo. Si tiene incontinencia mixta, su
médico u otro profesional de la salud le podría indicar que
tome medicamentos o algún tratamiento para la vejiga
hiperactiva. Estos medicamentos no tratan la incontinencia
urinaria por esfuerzo, únicamente tratan los síntomas de la
vejiga hiperactiva.

Fuente: Fundación Urology Care

Tratamiento para esfuezo urinario por esfuerzo en mujer

Al contrario de lo que se podría pensar, el dolor testicular no es un síntoma común de cáncer testicular. La mayor parte de las veces este cáncer se presenta como una masa dura indolora, que puede pasar inadvertida por el paciente. Por eso es tan importante que el paciente efectúe periódicamente palpación o autoexamen de los testículos y aprenda cómo se deben sentir estos al estar sanos, ya que así se podrá distinguir en exámenes sucesivos la aparición de alguna dureza, generalmente indolora. En caso de encontrar alguna lesión que sugiera dudas lo más adecuado es la consulta precoz y efectuar una ecotomografía del testículo para tener más información al respecto. Debe considerarse que un diagnostico precoz de un cáncer testicular permite la curación en más del 98 % de los casos

Fuente: Fundación Urology Care

¿Qué es la urología?

¿Qué es la urología?
La urología es una rama de la medicina que trata los
problemas de salud de los aparatos urinarios masculinos y
femeninos y del sistema reproductivo masculino.
Vías urinarias de hombres

Las vías urinarias almacenan y eliminan la orina (desechos
líquidos) y agua adicional. Las vías urinarias incluyen los
riñones, los uréteres, la vejiga y la uretra.
El sistema reproductivo masculino produce, almacena y
transporta el semen para propósitos de reproducción. Está
compuesto por la próstata, el escroto, los testículos y el pene.
El urólogo es un médico que se especializa en estas partes
del cuerpo.
¿Qué son los urólogos?
Los urólogos son médicos cirujanos. Están capacitados para
detectar, tratar y abordar problemas urinarios y genitales.
Deben cursar más de 15 años de estudios universitarios y
capacitación antes de que la American Board of Urology los
autorice a ejercer como urólogos acreditados. Ellos reciben
capacitación a lo largo de su carrera para estar al tanto de
los avances en la atención médica en su campo.
Este tipo de médico se llama “especialista”.
En un consultorio de urología también trabajan enfermeros
diplomados (registered nurses, RN), practicantes de
enfermería (nurse practitioners, NP), auxiliares de enfermería
acreditados (licensed practical nurses, LPN) y médicos
asistentes (physician assistants, PA). Estos profesionales
también reciben capacitación para trabajar en el campo de
la urología.
Algunos urólogos son subespecialistas. Esto significa que tienen
conocimientos adicionales en ciertas áreas de la urología.
Pueden concentrarse en los niños, el cáncer, la infertilidad,
los riñones o el sistema nervioso. Por ejemplo, los niños con
afecciones urológicas son tratados por urólogos pediátricos.

¿Qué es un urólogo pediátrico?
Un urólogo pediátrico está acreditado para encontrar, tratar
y abordar problemas genitales y urinarios de los niños. Los
cuerpos infantiles no están completamente desarrollados,
por lo que son diferentes. Si hay niños que necesitan cirugía,
es importante acudir a un experto en el tratamiento infantil.
Los urólogos pediátricos atienden a pacientes desde el
nacimiento hasta la adolescencia. Son muy hábiles y hacen
que sea fácil hablar de cualquier cosa.
¿Por qué debe consultar a un urólogo?
Los urólogos ayudan a los pacientes con problemas de salud
como:
• Dolor al orinar, como una infección en las vías urinarias
• Problemas con escapes de orina, como lo que ocurre con
la incontinencia
• Problemas de vejiga, como la vejiga hiperactiva
• Cálculos renales
• Problemas con el flujo de orina
• Problemas para quedar embarazada (infertilidad)
• Problemas con los genitales (órganos sexuales masculinos
o femeninos)
• Próstata agrandada o prostatitis
• Cáncer de riñón, vejiga, testículos, pene o próstata
• Problemas hormonales masculinos, como baja
testosterona
¿Cómo puedo encontrar un urólogo?
Su médico de cabecera le puede ayudar a encontrar un
urólogo en su área. También puede usar la herramienta de
búsqueda “Find a Urologist” (Encuentre un urólogo) en
UrologyHealth.org.

Fuente: Fundación Urology Care

Cáncer de vejiga

El cáncer de vejiga es el quinto cáncer más común en
Estados Unidos. Este año, más de 81,000 estadounidenses
serán diagnosticados con cáncer de vejiga. Los hombres
son más propensos a ser diagnosticados que las mujeres. El
cáncer de vejiga también es más común entre las personas
mayores, los hombres y los caucásicos.
No obstante, existen más afroamericanos que no sobreviven
a la enfermedad. Con el tiempo, los medicos han logrado
mejores tratamientos y mayores tasas de supervivencia.
¿QUÉ ES EL CÁNCER DE VEJIGA?
El cáncer aparece cuando las células de su cuerpo crecen sin
control. Cuando esto sucede, el cuerpo no puede funcionar
como debería. La mayoría de los cánceres forman un bulto o
masa llamado tumor. Algunos cánceres
se desarrollan y propagan rápidamente. Otros lo hacen más
lentamente. No todas las masas son cánceres. Las masas
cancerosas suelen denominarse tumores malignos.
La pared de la vejiga tiene muchas capas y se compone de
diferentes tipos de células. Cuando las células de la vejiga
crecen de manera anormal, pueden convertirse en cáncer de
vejiga. Una persona con cáncer de vejiga tendrá uno o más
tumores en la vejiga. La mayoría de los cánceres de vejiga
comienzan en el revestimiento interior de la vejiga.
Existen dos tipos básicos de cáncer de vejiga: cáncer de
vejiga no músculo invasivo (NMIBC) y cáncer de vejiga
músculo invasivo (MIBC).

¿QUÉ ES CÁNCER DE VEJIGA NO MÚSCULO
INVASIVO (NMIBC)?
El NMIBC es un cáncer que se desarrolla, únicamente,
en el tejido delgado de la superficie interior de la vejiga.
Afortunadamente, el NMIBC no afecta el músculo de la
vejiga y el tumor no se expande fuera de la vejiga.
Más del 90% de todos los cánceres de vejiga comienzan
en el revestimiento interno de la vejiga. La mayoría de
los tumores en la vejiga permanecen en esta área o en la
siguiente capa pero no avanzan al músculo de la vejiga.
¿QUÉ ES CÁNCER DE VEJIGA MÚSCULO INVASIVO
(MIBC)?
El MIBC es un cáncer que se propaga al músculo grueso
en la profundidad de la pared de la vejiga. Luego, el tumor
puede expandirse fuera de la vejiga a los tejidos cercanos.
Si no se lo trata, podría propagarse a los ganglios linfáticos,
pulmones, hígado y otras partes del cuerpo. Debe tratarse
sin demora.
¿CÓMO PUEDE PREVENIR EL CÁNCER DE VEJIGA?
Desconocemos todas las causas del cáncer de vejiga, pero
existen ciertos elementos (conocidos como factores de
riesgo) que pueden incrementar la probabilidad de contraer
la enfermedad. Conozca los factores de riesgo del cáncer de
vejiga. Haga todo lo posible por evitar el cáncer de vejiga.
• Fumar o inhalar humo de tabaco: Las personas que fuman
son dos a tres veces más propensas a desarrollar cáncer de
vejiga que las personas que no fuman. Si fuma, deje de
hacerlo ahora. Manténgase alejado de lugares donde la gente fuma para evitar ser fumador pasivo.
• Limitar su exposición a productos químicos en el trabajo: Si
trabaja en un lugar que fabrica plásticos, pinturas, cuero y
caucho puede arriesgarse a desarrollar cáncer de vejiga.
• Medicamentos contra el cáncer: La ciclofosfamida,
medicamento contra el cáncer, puede aumentar su riesgo
de contraer cáncer de vejiga.
• La radiación a la pelvis para otros tipos de cáncer puede
incrementar el riesgo de cáncer de vejiga.
• Si tiene antecedentes familiares de cáncer de vejiga, su
riesgo puede ser mayor.
• Mantenga una dieta bien equilibrada, haga ejercicio con
regularidad y beba mucha agua para mantenerse lo más
saludable posible.
¿CUÁNDO DEBO ACUDIR A MI MÉDICO?
Algunas personas presentan síntomas que sugieren que tienen
cáncer de vejiga, otras pueden no sentir nada en absoluto.
Ciertos síntomas nunca deben ignorarse. Debería informar a
su profesional médico sobre sus síntomas, en caso de:
• Hematuria (sangre en la orina). La sangre en la orina es el
síntoma más común del cáncer de vejiga. Generalmente es
indoloro. A menudo, no se puede ver sangre en la orina sin
un microscopio. Si nota sangre a simple vista, debe informar
a su profesional médico de inmediato. Incluso si la sangre
desaparece, debe hablar con su médico al respecto.
• Micción frecuente y urgente, dolor al orinar (disuria).
Este es un síntoma menos común del cáncer de vejiga.
Converse con su médico si nota este síntoma.
• Dolor al orinar
• Dolor en el abdomen bajo
• Dolor de espalda

 

Fuente: Fundación Urology Care

¿Qué son los cálculos renales?

La orina contiene muchos minerales y sales disueltas.
Se pueden formar cálculos duros cuando la orina tiene
altos niveles de minerales y sales. Estas piedras o también
llamados cálculos, pueden ser “silenciosas” (sin presentar
síntomas) o muy dolorosas.
¿Cuáles son los diferentes tipos de cálculos
renales?
Los cálculos renales son de diferentes tipos. La forma de
tratar sus cálculos depende del tipo, tamaño y ubicación
del cálculo que usted tenga. El camino para prevenir la
formación de nuevos cálculos también depende del tipo de
cálculo. Existen cuatro tipos principales:
Cálculos de calcio (80% de los cálculos)
Los cálculos de calcio son el tipo de cálculo renal más
común. Existen dos tipos de cálculos de calcio: oxalato
de calcio y fosfato de calcio. Algunas personas tienen
demasiado calcio en la orina, lo que aumenta su riesgo de
tener cálculos. Incluso con niveles normales de calcio en la
orina, otras razones pueden causar la formación de cálculos
de calcio.
Cálculos de ácido úrico (5–10% de los cálculos)
Tener orina ácida incrementa el riesgo de cálculos renales de
ácido úrico. Esto podría deberse a tener sobrepeso, diarrea
crónica, diabetes tipo 2, gota y una dieta alta en proteínas
animales y baja en frutas y vegetales.

Cálculos de estruvita/infección (10% de cálculos)
Estos cálculos están vinculados a infecciones crónicas del
tracto urinario (ITU). Las personas que contraen infecciones
urinarias crónicas o las personas con deficiente vaciado de
la vejiga debido a trastornos neurológicos presentan mayor
riesgo de desarrollar estos cálculos.
Cálculos de cistina (menos de 1% de los cálculos)
La cistina es un aminoácido que se encuentra en ciertos
alimentos y es uno de los componentes básicos de las
proteínas. Se forman cálculos de cistina cuando existen
grandes cantidades de cistina en la orina. A menudo, los
cálculos de cistina comienzan a formarse en la niñez.
¿Cuáles son los síntomas causados por los
cálculos renales?
Es posible que los cálculos renales no provoquen ningún
síntoma y no se diagnostiquen. Sin embargo, causará
mucho dolor si un cálculo bloquea el flujo de orina que sale
del riñón. Son síntomas comunes de los cálculos:
• Un dolor agudo y calambres en la espalda y costados, que
a menudo desciende a la parte inferior del abdomen o la
ingle. Los hombres pueden sentir dolor en la punta del
pene o en los testículos.
• Necesidad intensa de orinar o de hacerlo con más frecuencia.
• Sensación de ardor al orinar.
• Orina oscura o roja debido a la existencia de sangre.
• Náuseas y vómitos.

Fuente: Fundación Urology Care

¿Cómo tratar los cálculos renales?

El tratamiento depende del tipo de cálculo, su tamaño, su
ubicación y por cuánto tiempo presenta síntomas. Existen
diferentes tratamientos para elegir. Le será útil conversar con
su profesional médico sobre la mejor opción para usted.
Espere a que el cálculo salga por sí mismo
A menudo, se suele beber más agua y simplemente esperar a
que el cálculo salga. Es probable que los cálculos más pequeños
salgan por sí mismos en comparación con los más grandes.
Medicamentos
Se ha demostrado que ciertos medicamentos incrementan la
posibilidad de expulsar un cálculo.
Cirugía
Puede requerirse una cirugía para extraer un cálculo del
uréter o del riñón si:
• El cálculo no sale por sí mismo
• El dolor es demasiado fuerte como para esperar que el
cálculo salga
• El cálculo afecta la función renal
¿Cómo puedo prevenir la formación de cálculos?
Una vez que su médico descubra por qué está formando
cálculos, le dará consejos sobre cómo evitarlos en el futuro.
No existe un remedio único para todos a fin de prevenir
cálculos renales. Cada uno es diferente. Posiblemente deba
cambiar su dieta o tomar medicamentos.
Se presentan algunos consejos generales a continuación
para ayudar a prevenir la formación de cálculos.
• Beba suficiente líquido a diario (alrededor de 3 litros o diez
vasos de 10 onzas).
• Reduzca la cantidad de sal en su dieta.
• Consuma la cantidad recomendada de calcio.

• Coma muchas frutas y verduras.
• Coma alimentos con niveles bajos de oxalato.
• Coma menos carne.

Fuente: Fundación Urology Care

Cáncer de riñon

Su médico le acaba de dar la noticia de que algo le creció
en el riñón. ¿Qué es y qué significa esto para usted?
El principal trabajo de nuestros riñones es filtrar la sangre.
A veces se desarrollan masas (crecimientos o tumores)
dentro de nuestros riñones. Algunas de esas masas son
cancerosas, pero muchas no lo son. Le deben revisar la masa
para saber si es cancerosa o no.

Hay muchas opciones de tratamiento diferentes. A menudo
hay incluso más opciones si el cáncer se detecta temprano.
Su equipo médico está para ayudarle a saber más sobre
las ventajas y desventajas de los tratamientos. 

Un tumor, o masa, es un crecimiento o protuberancia
anormal en el cuerpo. Una masa o tumor renal es un
crecimiento o protuberancia anormal en el riñón. Algunas
masas renales son benignas (no cancerosas) y algunas son
malignas (cancerosas).
Una de cada cuatro masas renales son benignas.
Otras masas más pequeñas tienden más a ser benignas.
Las masas más grandes tienden más a ser cancerosas.
Algunos tumores pueden crecer lentamente mientras
que otros pueden crecer más rápido o ser más agresivos.
Los tumores agresivos pueden formarse, crecer y propagarse
con mucha velocidad.
La mayoría de los crecimientos renales (alrededor del 40 %)
son masas localizadas pequeñas. Localizadas significa
que el tumor no se propaga más allá de donde se originó.
Las principales clases de tumores son:
• Carcinoma de células renales (CCR). Estos son los
tumores renales malignos más comunes. Se encuentran
en la parte del riñón donde se produce el filtrado. El CCR
puede formarse como un solo tumor dentro de un riñón
o como dos o más tumores en un solo riñón.
• Tumores renales benignos. Aproximadamente el
20 % de los tumores extraídos de los riñones son
benignos. Hay alrededor de nueve tumores identificados
en esta clase. Algunos pueden crecer bastante, pero
casi siempre no son cancerosos ni se propagan a
otros órganos.
• Tumor de Wilms. Los tumores de Wilms casi siempre
aparecen en niños y rara vez en adultos.

¿Cuáles son los síntomas de una masa renal?
La mayoría de las masas renales no presentan síntomas
en las primeras etapas. Si hay síntomas, lo más probable
es que sean:
• Hematuria (sangre en la orina)
• Dolor en los costados, entre las costillas y las caderas
• Dolor lumbar en un lado (no causado por una lesión)
que no desaparece
• Pérdida de apetito
• Pérdida de peso no causada por hacer dieta
• Fiebre que no es causada por una infección
y no desaparece
• Anemia (recuento bajo de glóbulos rojos)

 

Fuente: Fundación Urology Care

 

función de los riñones

Nuestros riñones tienen muchos propósitos, pero los
principales son los siguientes:
• Desintoxicar (limpiar) la sangre
• Equilibrar líquidos
• Mantener los niveles de electrolitos (p. ej., sodio, potasio,
calcio, magnesio, ácido)
• Eliminar desechos (en forma de orina)
• Producir hormonas que ayudan a mantener los huesos
fuertes y la presión estable, y producir glóbulos rojos

Fuente: Fundación Urology Care

¿Qué es la disfunción eréctil?

La disfunción eréctil o ED es el problema sexual más común
que los hombres informan a su médico. La ED se define
como problemas para tener o mantener una erección lo
suficientemente firme como para tener relaciones sexuales.
Aunque no es raro que un hombre tenga problemas con las
erecciones de vez en cuando, la ED que se presenta lentamente
con el tiempo o regularmente con el sexo no es normal.
Debería ser tratada.
La ED puede ocurrir:
• Cuando el flujo sanguíneo en el pene es limitado o los
nervios están dañados.
• Por estrés o por razones emocionales.
• Como una advertencia temprana de una enfermedad
más grave, como la aterioesclerosis (endurecimiento o
bloqueo de las arterias), enfermedad cardíaca, presión
arterial alta o azúcar en la sangre debido a la diabetes.

Fuente: Fundación Urology Care

Cáncer de testículo

El cáncer testicular puede afectar a niños u hombres de toda
edad (desde un recién nacido hasta un anciano). Sucede con
mayor frecuencia en hombres de entre 15 y 44 años. Siempre
es impactante enterarse que se desarrolló cáncer en los
testículos, especialmente a una edad temprana. Sin embargo,
con un diagnóstico oportuno, este cáncer puede tratarse e
incluso curarse. No esperar es vital.
El tratamiento más común incluye cirugía, a veces seguida
por radiación y/o quimioterapia. Estos tratamientos pueden
curar casi 100 por ciento de los tumores tempranos y 85 por
ciento de los tumores más avanzados. Cuán bien reacciona
un paciente al tratamiento depende del tipo de cáncer

testicular (la población de células cancerosas), de si se ha
expandido a otras partes del cuerpo, y de la salud general del
paciente. Si el cáncer testicular se expande más allá de los
testículos, es más difícil de tratar.
El objetivo de la Urology Care Foundation es ayudar a los
hombres a conocer los signos, síntomas y tratamientos del
cáncer testicular. Esta guía para el paciente está diseñada
para compartir lo que debe saber sobre el cáncer testicular.
Explicamos cómo se detecta, cómo hacer un autoexamen
testicular y qué debe saber acerca del tratamiento. Estos
hechos pueden brindarle las herramientas necesarias para
vencer esta enfermedad.

Fuente: Fundación Urology Care

Sintomas de cáncer al testículo

Los síntomas del cáncer testicular pueden ser difíciles de
notar, especialmente al principio. Estos síntomas tumorales
incluyen:
• Bulto indoloro en el testículo, que es el indicio más
común
• Hinchazón del testículo, con o sin dolor
• Sensación de peso en los testículos
• Dolor sordo o doloroso en el testículo, el escroto o la
ingle
• Sensibilidad o cambios en el tejido mamario masculino.
Si encuentra algún bulto o dureza en el testículo, debe
consultar a un médico para saber si se trata de un tumor.
Debe examinarse lo antes posible. Aproximadamente 75
de cada 100 hombres con hinchazón o bulto en el testículo
tiene cáncer. La mayoría de las masas escrotales, pero fuera
del testículo, no son cancerosas. De cualquier manera, si
encuentra un bulto, informe a su médico.
Por lo general, la mayoría de los hombres no cuentan a
nadie sobre estos indicios o síntomas. En cambio, esperan
cinco meses o más antes de decir algo.

Si espera, el cáncer puede propagarse. Es muy importante
hablar con su médico o urólogo si encuentra un bulto que
dura más de dos semanas. El urólogo querrá evaluar si el
cáncer avanza o si hay algún otro problema, como:
• Epididimitis: hinchazón del epidídimo. Suele tratarse
con antibióticos.
• Torsión testicular: torsión de los testículos. Suele
tratarse con cirugía.
• Hernia inguinal: cuando parte del intestino atraviesa
una parte débil de los músculos del estómago cerca de la
ingle. Suele tratarse con cirugía.
• Hidrocele: Acumulación de líquido en el escroto. Suele
desaparecer sin tratamiento.
¿Qué causa el cáncer testicular?
No siempre se sabe por qué las células crecen para formar
un tumor. Además, es posible que no pueda evitar los
factores de riesgo del cáncer testicular. El mejor plan es
detectar este problema a tiempo (temprano).
¿Quién puede contraer cancer testicular?

El riesgo de contraer cáncer testicular es mayor en hombres
con:
• Antecedentes familiares: Si su padre o hermano
tuvieron cáncer testicular.
• Testículos no descendidos: Si sus testículos no
descendieron antes del nacimiento. Esto también se
llama criptorquidia y se da cuando un testículo no
desciende del abdomen al escroto antes del nacimiento,
como debería. Es más probable que crezca un tumor tras
esto. Una cirugía puede reparar los testículos, pero aún
puede desarrollarse cáncer. Aproximadamente 8 de cada
100 de estos pacientes padecerán cáncer.
• GCNIS: Son células extrañas en el testículo llamadas
neoplasia in situ de células germinales (GCNIS) y
generalmente se las detecta durante una prueba de
infertilidad.
La microlitiasis, o pequeñas calcificaciones en el testículo,
no es un factor de riesgo de cáncer testicular (a menos
que tenga uno de los factores de riesgo mencionados
anteriormente).
Realícese un autoexamen testicular cada mes. Esto puede
ayudarlo a detectar problemas temprano, cuando el
tratamiento es más simple.

Fuente: Fundación Urology Care

 

¿Cómo funcionan las erecciones?

Durante la excitación sexual, el cerebro les indica a los nervios
que liberen sustancias químicas que aumentan el flujo
sanguíneo hacia el pene. La sangre fluye hacia dos cámaras
de erección hechas de tejido muscular esponjoso (el cuerpo
cavernoso). Las cámaras del cuerpo cavernoso no son huecas.
Durante una erección, los tejidos esponjosos se relajan y
atrapan la sangre. La presión sanguínea en las cámaras hace
que el pene se ponga firme, provocando una erección.
Cuando un hombre tiene un orgasmo, un segundo conjunto
de señales nerviosas llega al pene y hace que los músculos
se contraigan. La sangre se devuelve a la circulación de un
hombre y la erección baja.
Cuando no está excitado sexualmente, el pene es suave y
flácido. Los hombres pueden notar que el tamaño del pene
varía con el calor, el frío o la preocupación. Esto es normal y
refleja el equilibrio de sangre que entra y sale del pene.

CONOZCA LOS DETALLES

¿Cuáles son los síntomas de
la disfunción eréctil?
Los síntomas para la disfunción eréctil pueden incluir:
• Tener una erección, pero no dura lo suficiente para tener
relaciones sexuales
• Tener una erección, pero no cuando quieres tener
relaciones sexuales

• No poder tener una erección en absoluto
Cuando la ED se vuelve molesta, su médico de cabecera o
un urólogo pueden ayudarlo.
La ED puede ser una importante señal de advertencia
de enfermedad cardiovascular. Puede señalar bloqueos
en el sistema vascular de un hombre. Algunos estudios
han demostrado que los hombres con disfunción eréctil
tienen un mayor riesgo de ataque cardíaco, accidente
cerebrovascular o problemas circulatorios en las piernas.

 

Fuente: Fundación Urology Care

 

¿Qué causa la desfución eréctil?

Encontrar las causas de su ED ayudará a tratar el problema.
La ED puede ser el resultado de problemas de salud,
problemas emocionales o ambos.
Algunos factores de riesgo conocidos para la ED son:
• Lesiones en la pelvis
• Cirugía de cánceres de próstata, colon y recto o vejiga
• Enfermedad del corazón
• Enfermedad arterial periférica (arterias estrechas que
ralentizan el flujo sanguíneo)
• Presión arterial alta
• Nivel alto de azúcar en la sangre (diabetes)
• Consumo de alcohol
• Consumo de drogas
• Fumar o vapear
• Algunos medicamentos
• Estrés emocional por depresión, ansiedad o problemas
de relación
Aunque la disfunción eréctil se vuelve más común con la
edad, el envejecimiento no siempre causa disfunción eréctil.
Algunos hombres son sexualmente funcionales a sus 80 años.
Las causas físicas de la disfunción eréctil
• Factores que afectan los vasos o nervios y restringen
el flujo de sangre al pene
Muchos problemas de salud pueden reducir el flujo
sanguíneo al pene. Por ejemplo: arteriopatía periférica o
aterioesclerosis, enfermedad cardíaca, nivel alto de azúcar
en la sangre (diabetes) y tabaquismo.

• El pene no puede atrapar la sangre durante una erección
Si la sangre no permanece en el pene, no se puede
mantener la erección. Este problema puede suceder a
cualquier edad.
• Las señales nerviosas del cerebro o la médula
espinal no llegan al pene
Cierta enfermedad, lesión o cirugía en el área pélvica
puede dañar los nervios que llegan al pene.
• Tratamientos contra el cáncer cerca de la pelvis que
afectan las funciones del pene
La cirugía o la radiación para el cáncer de próstata,
colorrectal o de vejiga pueden provocar ED en los
hombres. Los sobrevivientes de cáncer deben ver a un
urólogo por problemas de salud sexual.
• Medicamentos utilizados para tratar otros
problemas de salud que pueden afectar de manera
negativa a la erección
Los pacientes deben hablar sobre los efectos secundarios
de los medicamentos con sus médicos de cabecera.
Las causas emocionales de la disfunción eréctil
El sexo necesita tanto la mente como el cuerpo para trabajar
juntos. Los problemas emocionales o en la relación pueden
causar o empeorar la disfunción eréctil.
Algunos problemas emocionales que pueden conducir a la
disfunción eréctil son:
• Ansiedad
• Depresión
• Conflictos en la relación
• Estrés en casa o en el trabajo
• Estrés por conflictos sociales, culturales o religiosos
• Preocupación por el rendimiento sexual.

Fuente: Fundación Urology Care

¿Cómo se diagnostica la disfunción eréctil?

El diagnóstico de la disfunción eréctil comienza con
una conversación. Su médico le hará preguntas sobre
su salud general y su problema de erección. Su médico
también puede hacerle un examen físico, pedirle análisis
de laboratorio o remitirlo a un urólogo. Es importante

encontrar la causa de su disfunción eréctil para ayudarlo a
dirigir su tratamiento.
Esté listo para responder una serie de preguntas. Algunas
de estas preguntas serán personales y podrán parecer
vergonzosas. Las respuestas honestas ayudarán a encontrar
la causa y el mejor tratamiento para su disfunción eréctil.
Antecedentes médicos
Es importante hablar abiertamente con su médico. Para
comenzar, su médico querrá saber sobre su historial de
salud y estilo de vida. Es muy importante que informe
a su médico sobre cualquier medicamento que esté
tomando, tanto los recetados como los de venta libre. Si
fuma, dígale cuánto. Si bebe, dígale cuánto. Su médico
también le preguntará sobre los factores estresantes
recientes en su vida.
Las preguntas sobre su historial de salud pueden incluir:
• ¿Qué medicamentos recetados, de venta libre o
suplementos toma?
• ¿Consume drogas recreativas?
• ¿Fuma o vapea? ¿Qué fuma y cuánto?
• ¿Cuánto alcohol toma?
• ¿Ha tenido cirugía o radioterapia en el área pélvica?
• ¿Tienes algún problema urinario?
• ¿Tiene otros problemas de salud (tratados o no tratados)?
Antecedentes de disfunción eréctil
Su experiencia ayudará a su médico a saber si su disfunción
eréctil proviene de su deseo sexual, función de erección,
eyaculación u orgasmo (clímax). Algunas de estas
preguntas pueden parecerle personales, pero su médico
es un profesional médico y sus respuestas ayudarán a
encontrar la causa del problema.
Estos son los tipos de preguntas que probablemente su
médico le hará:
• ¿Por cuánto tiempo ha tenido estos síntomas?
¿Empezaron lentamente o de golpe?
• ¿Despierta por la mañana o por la noche con una
erección?
• Si tiene erecciones, ¿qué tan firmes son? ¿Es difícil la
penetración?
• ¿Tiene problemas con el impulso sexual o la excitación?
• ¿Cambian sus erecciones en momentos diferentes, como
al entrar en su pareja, durante la estimulación por la boca
o con masturbación?
• ¿Le duele la erección?
Antecedentes de estrés y de salud emocional
Su médico puede hacerle preguntas sobre su salud
emocional y si a veces se siente deprimido o ansioso. Él
o ella pueden preguntar sobre problemas en su relación
con una pareja. Algunos médicos le preguntan si también
pueden hablar con su pareja sexual.
Las preguntas sobre su salud emocional pueden incluir:
• ¿Está a menudo bajo mucho estrés?
• ¿Hay algo que lo haga sentir ansioso o deprimido?
¿Tiene un problema de salud mental diferente?

• ¿Está tomando algún medicamento para su salud
mental?
• ¿Qué tan satisfecho está con su vida sexual? ¿Ha habido
algún cambio últimamente?
• ¿Cómo es la relación con su pareja? ¿Ha habido algún
cambio últimamente?
Examen físico
El examen físico es una forma de verificar su salud total.
Para la disfunción eréctil, a menudo se comienza con un
examen de los genitales (pene y testículos). Según su edad
y factores de riesgo, el examen puede enfocarse en su
sistema cardíaco y sanguíneo (corazón, pulsos periféricos y
presión arterial). Según su edad y antecedentes familiares,
su médico puede hacer un examen rectal para verificar la
próstata. Estos exámenes normalmente no son dolorosos.
Exámenes de laboratorio
Su médico puede ordenar análisis de sangre y recoger una
muestra de orina para buscar otros problemas de salud que
no se hayan encontrado mediante un examen físico que
pueda ocasionar su disfunción eréctil.
Otros exámenes
Los médicos especialistas suelen utilizar cuestionarios para
calificar su problema de disfunción eréctil. Estos pueden
preguntar sobre su capacidad para tener y mantener
erecciones, su satisfacción sexual e identificar problemas con
su capacidad de llegar al orgasmo.
Exámenes avanzados de la función eréctil
Para algunos hombres, se pueden necesitar exámenes
especializados para orientar el tratamiento o determinar
los próximos pasos si es que el tratamiento fracasa. Estos
exámenes incluyen:
• Examen de sangre para revisar la testosterona y otras
hormonas masculinas
• Análisis de sangre para medir el azúcar en la sangre
(diabetes)
• Ultrasonografía (Doppler del pene) para verificar el flujo
sanguíneo
• Una inyección en el pene con un estimulante vascular
para provocar una erección
• Tumescencia nocturna del pene (NPT) para verificar la
erección durante el sueño nocturno
Nota: rara vez se necesitan radiografías pélvicas como
arteriografía, resonancia magnética o tomografía
computarizada para verificar la disfunción eréctil a menos
que haya antecedentes de trauma o cáncer.

 

Fuente: Fundación Urology Care

¿Cómo funcionan los testículos?

Los órganos reproductores masculinos incluyen partes
internas y externas. Los principales órganos reproductores
son el pene, el escroto con los testículos y la próstata.

Estos órganos masculinos están diseñados para:
• Producir y liberar hormonas sexuales masculinas para
el crecimiento de los músculos, los huesos y el pelo
corporal
• Producir y desplazar esperma para la reproducción y el
líquido para protegerlo (semen)
• Transportar el esperma al tracto reproductivo femenino.
Los testículos son dos glándulas en forma de huevo
ubicados en un saco debajo del pene (el escroto). Aquí
es donde madura el esperma. Desde allí, el esperma se
desplaza hacia los conductos deferentes (un «tubo» detrás
de los testículos) y sale por la uretra cuando se eyacula. Los
testículos también producen hormonas masculinas como
la testosterona. La testosterona controla el impulso sexual
en los hombres e inicia el crecimiento de los músculos, los
huesos y el pelo corporal durante la pubertad.
Los testículos sanos tienen una sensación firme y
ligeramente esponjosa. La firmeza debe ser uniforme en
todo el rededor. El tamaño de ambos testículos debe ser
aproximadamente el mismo, aunque uno puede ser más
grande que el otro.

¿Qué es el cáncer testicular?
El cáncer testicular sucede cuando las células del testículo
crecen para formar un tumor, lo cual es raro. Más del 90
por ciento de los cánceres testiculares nacen en las células
germinales, que producen el esperma. Existen dos tipos de
cánceres de células germinales (TCG). El seminoma suele
crecer lentamente y responder muy bien a la radiación y
quimioterapia. El no-seminoma suele crecer más rápido
y responder menos a los tratamientos. Existen varios tipos
de no-seminomas: coriocarcinoma, carcinoma embrionario,
teratoma y tumores del saco vitelino.
También hay cánceres testiculares raros que no se forman en
las células germinales. Los tumores de células de Leydig se
forman en las células de Leydig, que producen testosterona.
Los tumores de células de Sertoli surgen de las células de
Sertoli que ayudan al desarrollo normal del esperma.
Más de un tipo de célula puede formar los tumores
testiculares.
El tipo de célula cancerosa testicular, los síntomas y otros factores ayudarán a guiar su tratamiento.

Fuente: Fundación Urology Care

KINESIOLOGÍA

¿Qué es el piso pelviano y que provoca su debilitamiento?

El piso pelviano es un conjunto de músculos y ligamentos que se encuentran en la parte inferior del abdomen y cierran la cavidad abdominal inferior. Sostiene los órganos que se encuentran en la pelvis (vejiga, uretra, útero, recto) en una posición adecuada para un funcionamiento normal. Su debilitamiento puede ser provocado por:
o Cirugía de próstata (cáncer de próstata)
o Embarazos (peso del niño/a)
o Parto (pujo prolongado, episiotomía)
o Menopausia
o Obesidad
o Deportes (que aumenten la presión abdominal)
o Estreñimiento
Un paciente con piso pélvico debilitado puede sufrir de incontinencia urinaria, incontinencia fecal, prolapsos (caída de los órganos), dolor de espalda y disfunciones sexuales, lo que desmejora la calidad de vida y la felicidad. Pacientes que sufran de estos síntomas deben consultar a un profesional médico Urólogo ó Ginecólogo para, según el diagnostico, efectuar la correspondiente derivación a Kinesiología de piso pelviano, para su rehabilitación y mejora de su condición.

Facebook
Facebook
Twitter
Visit Us
Follow Me
YOUTUBE
Instagram